jueves, 15 de septiembre de 2016

Viejas pseudomedicinas rejuvenecidas por la nueva tecnología #La Ciencia y sus Demonios #noticias


early-acupuncture
Uno de los axiomas de las pseudomedicinas es que nunca desparecen del todo, sino que gracias a la siempre fértil y también disparatada inventiva humana se van renovando con las nuevas tecnologías. Así el proceso siempre es el mismo, elíjase una pseudomedicina que, aunque se base en una serie de elementos mágicos científicamente absurdos, sea cuanto más milenaria y exótica mejor, por ejemplo la acupuntura y combínese con el nuevo adelanto tecnológico recién salido al mercado, aunque por supuesto esta tecnología no tenga ninguna relación con la medicina, y ya está en marcha la nueva estafa pseudomédica.

El sistema es sencillo, se toma el nuevo lápiz de Apple diseñado inicialmente para escribir sobre la pantalla del iPad, se conecta al Smartphone correspondiente, se descarga uno la "novedosa" aplicación Vitastiq por el módico precio de tan sólo 99 dólares americanos (u 88 euros si el comprador es europeo), después se coloca la punta del lápiz sobre alguno de los puntos de acupuntura de la mano y ¡milagro, milagroso! en un instante, sin necesidad alguna de esos tan tediosos análisis clínicos que llevan asociados esos tan molestos pinchazos y extracción de sangre, sin esperas de ningún tipo se obtiene un análisis completo de más de 30 vitaminas y minerales que nos darán una medida completa de nuestra situación fisiológica general ¡No me digan que no es asombroso!

vitastiq

Y para rizar el rizo, la misma aplicación sirve para controlar esos parámetros en toda la familia puesto que cada miembro puede tener su perfil, con lo que si la familia es numerosa o se lo haces a tu padre, a tu primo, a tu sobrina o a tus amigos cada vez que venga de visita o a cenar a tu casa, pues el invento nos sale por unos pocos dólares per cápita. ¡Eso si es ahorro sanitario! Además ya estoy viendo que en cuanto se difunda este sorprendente invento el cierre fulminante de los laboratorios de análisis clínicos y el despido inmediato o la recolocación de miles de sanitarios de todo el mundo es inevitable.

Entradas relacionadas: