viernes, 25 de noviembre de 2016

Polonia nombra Rey a Jesucristo #De Avanzada #noticias


King-Jesus.jpg


What the fuck?!?

Después de haber tenido ramas del poder público, partidos políticos y democracia, Polonia volvió a la monarquía teocrática, nombrando Rey al protagonista principal del mito cristiano:

Jesucristo se ha convertido en el rey de Polonia, y lo ha hecho con el beneplácito del presidente de la república, Andrzej Duda, quien este fin de semana asistió a la ceremonia de entronización acompañado de varios miembros del Ejecutivo y de diputados del partido gobernante Ley y Justicia.

[...]

Los obispos de este país han explicado que el acto no significa que literalmente Jesucristo se convierta en el rey de Polonia sino que se trata del reconocimiento honorífico de su reinado en «todo el mundo», aunque en la documentación eclesiástica se describe la ceremonia como «un acto de aceptación nacional del reino de Cristo y de sumisión a su poder divino».

[...]

La relación del Gobierno es especialmente estrecha con los sectores más conservadores de la Iglesia polaca, incluido el polémico sacerdote redentorista Tadeusz Rydyk, fundador de la cadena Radio Maryja, la televisión Trwam y de la universidad de Ciencias Sociales y Medios de Comunicación de Torun (centro de Polonia).

Rydyk ha destacado por su ferviente apoyo a movimientos ultraconservadores a pesar de las llamadas de atención de sus superiores, y también por controvertidas declaraciones, llamando a los judíos «codiciosos» o sugiriendo que éstos gobiernan en la sombra Polonia desde 1939.

¡Ohh, y viene aderezado con antisemitismo y teorías conspiranóicas!

La idea de coronar a Yisus como rey de Polonia nació a principios del siglo XX, cuando la enfermera Rosalia Zelkova dijo que las voces en su cabeza le advirtieron que la única forma de salvar al país de la inminente guerra sería nombrando Rey a Jesucristo. Será capullo — ¡condicionar la salvación de todo un país a un capricho personal!

Y aunque entonces no sirvió para nada, parece que el país no puede sacudir la escatología religiosa de su política pública. ¡Pobres! De hecho, la tradición viene de mucho antes: en 1656, el entonces rey Jan Kazimierz nombró como reina a la 'virgen' María. El compromiso fue renovado en 1956.

Con esto, Polonia completa su realeza.

(imagen: Wikimedia Commons)

____
Publicado en De Avanzada por David Osorio