martes, 20 de diciembre de 2016

Ateos de Pereira advierten sobre dinero para reconstruir templo de Quinchía #De Avanzada #noticias


Quinchía.jpg


El fin de semana, la parroquia San Andrés Apóstol en Quinchía (Risaralda) fue consumida por las llamas, todavía no se sabe por qué motivo. Es que dios trabaja de maneras misteriosas y asombrosamente crueles.

El gobernador, Sigifredo Salazar, y el alcalde del municipio, Jorge Alberto Uribe, se comprometieron a reconstruir la iglesia con dinero del erario, a pesar de que el edificio pertenece a una organización privada, la Iglesia Católica.

Por tanto, la Asociación de Ateos de Pereira (AAP) advirtió que la oferta de reconstrucción de ambos servidores públicos atenta contra el laicismo:

La Asociación de Ateos de Pereira revisa el tema legal sobre las implicaciones que podría tener el anuncio del Gobernador de Risaralda de apoyar la reconstrucción del Templo de Quinchía.

Independiente del sentimiento que ocasiona este accidente en una mayoría que creció bajo un credo, lo que intenta lograr la asociación de Ateos es que los dineros de los impuestos no sean destinados a ninguna confesión religiosa porque en eso se basa el Estado Laico que declaró la Constitución de 1991.

[S]egún al presidente de la Asociación Alexander Ríos, la sentencia T-621 de 2014 habla sobre el carácter laico del Estado implica que sus actividades tengan una marcada naturaleza secular, es decir, que los agentes estatales deben evitar tratamientos favorables o perjudiciales a un credo particular.

Si en Colombia las iglesias no pagan impuestos, ¿por qué deberían pagar todos los contribuyentes a su reconstrucción? Es más: ¿por qué debería desgastarse el cuerpo de bomberos en tratar de controlar el fuego?

Si no van a pagar impuestos, tampoco deben tener acceso a los servicios que se pagan con ellos. Al fin y al cabo tienen a un dios de su lado: que recen a ver si su amigo imaginario, que no movió un dedo para detener o impedir el incendio, se digna a reconstruir la parroquia.

Mientras tanto, la Gobernación y la Alcaldía deberían estar ofreciendo esa ayuda a los comercios aledaños a la iglesia que también sufrieron daños. Si ellos sí pagan impuestos, ¿por qué no se les ha ofrecido la ayuda de los recursos públicos a ellos?

(imagen: Noticias UNO)

____
Publicado en De Avanzada por David Osorio