jueves, 4 de mayo de 2017

Iridopuntura, la terapia alternativa fruto de la unión de la iridología y la acupuntura #La ciencia es bella #noticias


iridología

Me pregunto por qué no se les ha ocurrido a los "profesionales" de las terapias alternativas, y se me tiene que ocurrir a mí, que soy un escéptico, un malvado talibán de la ciencia. Pues nada, que aquí hago pública mi ocurrencia de combinar dos mierdicinas alternativas, por si algún "terapeuta" quiere especializarse en ello. ¿Su nombre? Iridopuntura, la terapia alternativa fruto de la unión de la iridología y la acupuntura.

Para los que no sepáis en qué consisten estas dos agresiones a la salud, ahí va unos fragmentos de información copiados de páginas web (que no os enlazo, ya perdonaréis) de especialistas en la cosa:

"La iridología es la ciencia (sic) que estudia la salud del cuerpo humano a través del iris. El iris es la ventana hacia el resto del cuerpo, y a través de él, podemos identificar y localizar las enfermedades y dolencias. También nos muestra nuestros patrones genéticos, e incluso, nuestra tendencia psicológica. El iris es, por tanto, una importante fuente de información  revelada a través de sus signos, formas y colores. También denominada iridiología, iridiagnosis o irisdiagnosis, la iridología es una ciencia (otra vez sic) por medio de la cual el médico precisa, por las marcas o señales en el iris del ojo, las condiciones que reflejan los órganos corporales".

Es decir, se trataría (nótese el condicional) de una técnica de diagnóstico de enfermedades si no fuera porque tiene menos fundamento que un paracaídas de plomo. El patrón del iris se determina durante el embarazo y apenas sufre cambios después del nacimiento, aunque puede haber ligeras variaciones en el color. Sí que es cierto que lo alteran algunas enfermedades del ojo, como el glaucoma, pero nunca, pongamos por caso, una afección en el páncreas como afirman los iridólogos. Este es un mapa iridológico, el sinsentido en que se apoya la cosa:

mapa iridología


En cuanto a la acupuntura:

"La acupuntura es una terapia energética cuyo origen se remonta a China y que utiliza las agujas como medio para desbloquear el flujo de energía con el objetivo de restaurar la salud del paciente".

Atentos, que hay variantes sobre la original, que te llena el cuerpo de pinchazos; ahí van algunas:

"Manopuntura o acupuntura coreana. En este tipo de acupuntura se utilizan puntos energéticos ubicados en las manos, que se corresponden con los órganos del cuerpo.

Auriculopuntura. En este caso los puntos de trabajo, que se corresponden con los diferentes órganos, se encuentran ubicados en el pabellón de la oreja.

Podopuntura. Los puntos energéticos que representan a los órganos corporales se sitúan en las plantas de los pies".

La acupuntura pretende ser una técnica curativa que no tiene ni pies ni cabeza. Por lo del flujo de energía, flujo que no existe, y por lo de que hay puntos (en el cuerpo, en la oreja, en la mano, en el pie...) donde terminar con el bloqueo del flujo de energía que produce la enfermedad. Señores, las enfermedades tienen muchos orígenes que no tienen nada que ver con esta mamarrachada.

Y otra vez con la bobada de que los órganos del cuerpo están representados en una parte concreta del cuerpo. Este es el mapa de los pies según esta doctrina:

reflexoterapia

Y ahí va mi propuesta, que para estas alturas supongo que todos habéis adivinado: si la acupuntura consiste en clavar agujas en los lugares donde están representados los órganos del cuerpo para con ello curar sus dolencias, y estos lugares son las manos, las orejas o los pies, ¿por qué se olvidan del iris, esas hermosas ventanas hacia el interior del organismo? ¿Por qué no la iridopuntura? Ahí lo dejo.

Salud y pensamiento crítico.